miércoles, 11 de febrero de 2009

Entre las cosas que me gustan relacionadas con el tema de la música, se encuentran los concursos de talentos, poder descubrir quiénes tienen ese ángel especial que, unido a una voz de timbre agradable (que puede ser potente o no), y a un buen oído (no soporto que desentonen), llegarán a ser los elegidos para tener la oportunidad que tanto anhelan.
En la gama de estos concursos, el que más me gusta es Operación Triunfo, y el de mejor nivel, el de España. Y este muchachito me cautivó desde la primer gala que lo vi. Siempre supe que estaría entre los ganadores, porque además de sus dotes naturales, lo vi trabajar arduamente en esa academia.




En las galas de OT tuvo que cantar muchos estilos musicales. El público decidió en cuatro ocasiones, que debía ser el favorito de entre todos sus compañeros. Manuel no tenía preparación musical, pero tenía y tiene duende, ese duende con el que cada lunes fue enamorando a los componentes del jurado y a todos los espectadores.



En las evaluaciones finales, Manuel fue el artista más valorado y reconocido por parte del jurado; dos galas más tarde quedó segundo ganador de OT2, lo que le daba derecho a grabar un disco y a tener una carrera discográfica.


2 comentarios:

Esculapio Hijo del Sol dijo...

Hola Amiga te escribe Roxana gracias por tu hermosa visita a mi blog y por tus lindas palabras.Te regalo esta frase que decía un familiar mío que era músico:
EL MUNDO ESTÁ FORMADO DE NOTAS MUSICALES
Qué tengas un hermoso día.Roxana Miriam González de la Ciudad de Rosario

Tilie dijo...

Gracias Roxi, hermosa frase. Y es así, ¿Qué sería de nosotros sin la música? La que te gusta a vos, la que me gusta a mí, la que le gusta al vecino, la que de manera tan espontánea, nos une a la humanidad toda.
Un beso muy grande. Estoy por viajar prontito para allá.