viernes, 24 de julio de 2009

Una de las cosas que más extraño de mi terminada relación, es el "estar enamorada". No me refiero al amor en sí, sino al estado de ánimo propiamente dicho, ese, que como yo lo describo, te hace andar por el mundo sin tocar el suelo con los pies. El mismo que te hace sentir que nada malo puede suceder a tu alrededor. Aquél que, cuando se escapa de tu ser, deja un enorme vacío, que a veces, sólo puede ser ocupado por una infinita tristeza.

No hay comentarios.: