viernes, 14 de agosto de 2009

Ayer, jueves, qué bajón! Yo pretendía repasar gramática francesa para dar la cuarta y última parte del examen. La intención era salir del trabajo y volar a casa. Pero antes, me tocó ir de urgencia a mi odontóloga. Al llegar a casa pensé en bañarme y relajarme para practicar. Pero de pronto, comenzaron a lloverme pedidos de auxilio por corazones rotos y separaciones traumáticas... A mí!!! Qué nunca pude con lo propio! Pero bueno, hace tiempo tengo asumido mi papel sobre esta Tierra, y terminé haciendo malavares para atender los llamados, leer los mensajes, cambiar chips, llamar por el fijo y el celu, vestirme (porque alcancé a bañarme), hacerme un café..., y en medio de todo eso intercalar la conjugación de algún verbo.
Por el atardecer, todo estuvo en calma, y yo hice mi examen.
Ahora es tiempo de regalarme un poco de relax...

3 comentarios:

Outsider dijo...

Hay quien dice que no es de los mejores, que puede no ser ni tan siquiera bueno, pero a mi tambien me relaja y me gusta

leticia dijo...

Yo no entiendo de instrumentos, pero calculo que no debe ser, efectivamente de los mejores, pero me gusta para relajarme un rato, aunque te diré que entre todos los que están haciendo su aporte estos días, voy a necesitar algo más que música para relajarme.

leticia dijo...

Ja, es extraño ver tu banderita de otro sitio...